Forestal y silvicultura

Limpieza con motosierra de zonas asoladas por tormentas: cómo mantenerte seguro cuando la naturaleza se rebela

Familias atrapadas en sus hogares. Árboles que se te vienen encima mientras trabajas. Debido a su trabajo como bombero en Mississippi, una zona donde las tormentas están a la orden del día, Woodman Speights sabe muy bien lo que supone trabajar con motosierras en las condiciones más duras, como la peligrosa tarea de despejar una zona tras una tormenta, un trabajo que debería estar reservado a profesionales con la debida preparación. "He visto daños devastadores", afirma.

576XP - USA version

Reto principal: Acometer los árboles con tensiones

  • Hora: Depende del alcance de los daños
  • Esfuerzo: Alto
  • Nivel: Profesional

Woodman Speights

Edad: 23

Profesión: Bombero en el departamento de bomberos de Starkville

Localidad: Ponotoc, Mississippi

La limpieza de una zona asolada por una tormenta supone una de las tareas más peligrosas al trabajar con motosierras. Estadísticamente, el número de lesionados durante el proceso de limpieza es mayor que durante la tormenta en sí. Woodman Speights y sus compañeros del departamento de bomberos de Starkville están siempre preparados para salir a trabajar inmediatamente, con sus motosierras siempre a mano. Durante su última misión relacionada con una tormenta, el trabajo de despeje fue esencial para llegar a la zona de emergencia: una vivienda familiar sobre la que se había desplomado un roble de gran tamaño.

"Nos llamaron informándonos de que un árbol enorme había atravesado el techo de una casa. Pero para llegar hasta allí, teníamos que despejar las calles de multitud de árboles caídos por todas partes".

La cuadrilla de Woodman echó mano de sus motosierras para despejar el camino. Una tarea que planteaba diversos retos, como incendios eléctricos, cables caídos y escombros.

"Lo más importante es mantener la calma. Si te pones a hacer cosas sin pensar, acabarás lesionado. Y se trata de una pésima situación para lesionarse", asegura Speights.

Gracias a los voluntarios que ayudaron a retirar ramas cortadas y escombros, la primera parte de la limpieza se terminó en 30 minutos y los bomberos pudieron entrar en la casa. Allí descubrieron que la copa del enorme árbol había bloqueado completamente la entrada, atrapando a la familia en uno de los dormitorios de la planta alta.

"Primero comprobamos si había tensión en las ramas, pero no encontramos ninguna. Así que cortamos las ramas y abrimos un camino de salida para la familia.

“The most important thing is to stay calm. If you start doing things without thinking, you will get injured.”


¿Cuál es el consejo más importante que le darías a otros usuarios de motosierra en referencia al despeje de daños provocados por tormentas?

"Recuérdalo siempre: si no estás totalmente seguro de que puedas dominar la situación, no intervengas. Si te parece que no dispones del equipo adecuado o la experiencia suficiente, y si no se trata de una emergencia que requiera atención inmediata, debes dejar que se ocupe un profesional".

Siete trucos profesionales para despeje de zonas asoladas por tormentas:

Antes de empezar

  1. Mira Haz un inventario de los daños ¿Hay cables caídos o escombros en los árboles o cerca de ellos? ¿La madera tiene tensiones que vayan a influir en su movimiento?
  2. Habla Asegúrate de que todos los participantes en la operación de despeje son profesionales que saben lo que hacen. Solo aquellas personas que han recibido la formación adecuada deben colaborar en este trabajo.
  3. Plan de escape Asegúrate de que dispones siempre de una ruta de escape.
1. Coge el equipo correcto

Debes asegurarte de llevar las prendas y el equipamiento de seguridad adecuados para el manejo una motosierra. También debes comprobar periódicamente las funciones de seguridad del equipo para asegurarte de que están en regla. No olvides llevar un botiquín de primeros auxilios, así como combustible y aceite de reserva para el equipo.

Y recuerda, lo mejor que puedes llevar cuando vas a trabajar con una motosierra es un acompañante. Evita siempre trabajar solo.

"Solemos tener un responsable que asigna al equipo tareas específicas. A menudo también hay voluntarios que ayudan. Es importante que todos los participantes se comuniquen adecuadamente antes de que empiece el trabajo, ya que luego, entre los protectores auriculares y el sonido de las motosierras, no se podrá oír gran cosa", afirma Speights.

2. Planificación del trabajo

Al llegar a la zona asolada por la tormenta, tómate siempre el tiempo necesario para evaluar la situación. ¿Hay cables caídos o escombros en las copas de los árboles? ¿Hay árboles con tensiones? ¿Y árboles arrancados? No debes empezar a trabajar en la zona sin antes examinar detenidamente lo que tienes por delante. También es importante que planees una ruta de escape, en caso de que ocurra un imprevisto.

"La única ocasión en la que debes apresurarte durante una operación de despeje es cuando veas que se te viene un árbol encima. Ahí es cuando tienes que ser capaz de soltar la motosierra y salir corriendo por la ruta de escape", afirma Speights.

3. Cortar donde hay tensión

Uno de los retos más habituales en este tipo de operaciones de despeje es la tensión mecánica en los árboles caídos. La tensión puede causar movimientos inesperados cuando se tala el árbol, haciendo que las ramas se desplieguen repentinamente y te hagan daño o golpeen el equipo, o haciendo que el tronco se desplace y te deje atrapado.

Speights explica cómo acomete un árbol caído con tensión mecánica:

"Empezamos por cortar todas las ramas pequeñas para poder ver más claramente cuál es la situación. Seguidamente, retiramos todo el peso que podamos antes de cortar las ramas con tensión. Seguimos haciendo un pequeño corte en el lado de tensión, para rebajar un poco la tensión, y de manera lenta y controlada hacemos de tres a cuatro cortes adicionales hasta eliminar completamente la tensión. Lo más importante es hacerlo despacio y paso a paso".

Cutting when tension in fallen tree

Se trata de un trabajo peligroso que debe ser llevado a cabo exclusivamente por profesionales con la debida preparación.

Si la tensión es excesiva: Ataque del lado de la presión

Variación en la que sierras exclusivamente desde el interior del arco (lado de la presión). Haz un corte a modo de muesca abierta direccional con un ángulo de apertura más grande. Sierra un poco de cada vez en ambos lados hasta que la tensión comience a disminuir. La tensión se libera lentamente cuando se ejerce un buen control y se aplica una dirección adecuada. Ten cuidado con la punta de la espada para evitar los rebotes.

Para tensión moderada: Abrir un corte opuesto

  1. Corta una muesca abierta de dirección en el interior del arco del tronco curvado, hasta aproximadamente un tercio del grosor del tronco.
  2. Permaneciendo en el interior del arco, corta en etapas pequeñas desde el exterior del arco, en el centro de la muesca, hasta que el tronco se rompa.

Tala en la secuencia correcta

Los árboles afectados por la tormenta deben derribarse en la dirección del viento de la tormenta. No te arriesgues, asegúrate de que dispones siempre de una ruta de escape. Empieza con los árboles de arriba para reducir el riesgo de que caigan en una posición peligrosa y te corten el paso. Los árboles de la imagen se derriban en el orden siguiente: 1, 2, 3 y 4.

  1. Árbol inclinado
  2. Árbol roto, árbol colgante/derribado
  3. Árbol desarraigado tumbado
  4. Árbol roto en vertical, tocones altos
4. Tala de árboles inclinados

Empieza por abatir el árbol inclinado. Lo más probable es que las raíces del árbol estén sometidas a un esfuerzo y su posición es inestable. Por este motivo, nunca debes ponerte en la zona en la que caerá el árbol. Tala el árbol con una esquina segura justo por detrás o, si se está en una cuesta pronunciada, con un corte en V normal o profundo. El árbol caerá lentamente, y permanecerá unido al tocón durante la caída sin partirse ni golpear nada.

5. Derribo de árboles con copas colgantes
Familias atrapadas en sus hogares. Árboles que se te vienen encima mientras trabajas. Debido a su trabajo como bombero en Mississippi, una zona donde las tormentas están a la orden del día, Woodman Speights sabe muy bien lo que supone trabajar con motosierras en las condiciones más duras, como la peligrosa tarea de despejar una zona tras una tormenta, un trabajo que debería estar reservado a profesionales con la debida preparación. "He visto daños devastadores", afirma.
  1. Empieza retirando la parte de arriba para que sea más fácil de girar.
  2. Gira la parte rota boca abajo con un gancho o una correa de volteo, o tirando hasta aflojarla con una máquina.
  3. Ahora, tala el tocón alto empleando el método habitual. Pero cuidado: el tronco suele caer de golpe, así que podría recular violentamente hacia arriba por el extremo de corte y rodar de forma imprevisible.
6. Trabajo con árboles caídos arrancados

Los árboles grandes arrancados por el viento nunca deben cortarse primero por el fondo si existe algún riesgo de que la raíz recule hacia ti. Si hay que trabajar a motosierra todo el árbol, es mejor empezar desde arriba. De este modo, para cuando llegues a las raíces se habrán liberado las tensiones. Comienza desramando el árbol para poder ver fácilmente si el tronco está bajo tensión. Ahora mide la longitud del primer trozo desde la parte de arriba y corta el tronco a esa altura. También puedes cortar hasta el pie, para evitar que las raíces reculen. Ahora, usa un tractor equipado con pinzas o un cabrestante para inclinar hacia atrás el árbol desarraigado con tocón alto.

Advertencia: Una vez cortado el tronco, nunca debe dejarse en pie el árbol desarraigado. Si no se derriba completamente el árbol, puede caer sobre los transeúntes y causar lesiones graves o incluso mortales.

El corte manual de la raíz previo a su recogida a máquina solo debe efectuarse cuando no existe riesgo de que el árbol desarraigado se dé la vuelta. Además, es preciso que te sitúes en un sitio seguro por si el tronco recula.

Cuando el tronco se corta por la raíz, puede desplazarse lateralmente con gran violencia. Por lo tanto, mantén despejada la ruta de escape detrás de ti. Con el árbol desarraigado a tu izquierda, corta el tronco a tu derecha, a una altura aproximada de medio metro desde el fondo del tronco. Así, tendrás las piernas protegidas si el tronco recula lateralmente al cortarlo del todo.
Cutting uprooted fallen tree Cutting uprooted fallen tree
7. Derribo de árboles sin copas colgantes

Los árboles rotos y tocones altos se talan de la forma habitual, como cualquier otro árbol. Pero cuidado: los troncos suelen caer de golpe, así que podrían recular violentamente hacia arriba por el extremo de corte y rodar de forma imprevisible.